Cómo realizar limpieza a los juguetes sexuales? Guía rápida

Por: Equipo Sexshop Boudoir de: Juguetes de: Comentario: 0 visto: 331

El uso de vibradores, consoladores, succionadores, o distintas clases de productos para el sexo es una práctica común íntimamente. Las personas, bien sea en pareja o en solitario, hacen gala de un buen repertorio de estos ejemplares para gozar su sexualidad. Sin embargo, un aspecto que nunca deben olvidar es la limpieza a los juguetes sexuales, sobre todo aquellos de usanza frecuente.

Como es de esperarse, todo objeto que se utiliza requiere su respectivo lavado y cuidado. Desde una simple prenda, sábana u objeto cualquiera hasta estos juguetes para el sexo. De lo contrario, la higiene personal puede verse comprometida y desencadenar inconvenientes de salud contraproducentes. En ese sentido, vale la pena conocer cómo resguardar estos utensilios íntimos.

¿Por qué es importante la limpieza a los juguetes sexuales? Después de leer, tomarás más conciencia

Es indudable el hecho de que los juguetes eróticos se relacionan con horas o momentos de placer individualmente o en pareja. Estos productos y como cualquier otro, requieren de cuidados y mantenimiento para que su vida útil se cumpla. Y no solamente por tal motivo, sino para velar por el bienestar de la salud de la propia persona que los usa.

La importancia de limpiar estos utensilios para el sexo es de entrever y fácil de concluir. No obstante, para quienes no lo sepan, sino que se tratan correctamente pueden desencadenar la aparición de enfermedades.

Efectivamente, desde enfermedades micóticas (por hongos) hasta bacterianas o virulentas. Incluso, está comprobado que estos juguetes pueden desarrollar la consolidación de enfermedades de transmisión sexual. Ante este tipo de eventualidades, lo mejor es tomar en serio el cuidado total de los juguetes que se utilizan.

Estos objetos están en contacto con las secreciones corporales normales que se liberan durante el encuentro carnal. Debido a que son fluidos, si estos se mantienen impregnados en la estructura del juguete más la influencia ambiental, se genera un ambiente húmedo. Dicho entorno es perfecto para la proliferación de agentes infecciosos que, de no tratarse, son consecuentes.

Sabiendo este tipo de datos, probablemente ahora se cree mayor consciencia para la limpieza de estos juguetes. Y si todavía se desconocen formas efectivas de realizar un correcto lavado, a continuación, estás a tiempo de cambiar esa tónica.

¡Presta atención a estas condiciones previas antes de la limpieza a los juguetes sexuales!

Un punto relevante antes de cumplir una correcta limpieza de estos objetos es tomar precauciones o seguir ciertas condiciones. No todos los juguetes son iguales y, como es de esperarse, sus características varían entre uno y otro. Por ende, es de entrever que la forma para limpiarlos igualmente cambiará según su tipo.

- Primeramente, si el juguete utiliza baterías o alguna carga eléctrica remota, es importante remover la misma para no dañarla. De ese modo, se asegura el objeto y no se estropea en el trayecto.    
   

- Por otro lado, es imprescindible manejar el tipo de material con el que está fabricado el juguete. En la limpieza a los juguetes sexuales, algunos son más susceptibles a ciertos químicos tendiendo a dañarse. Por otros, son resistentes y se desenvuelven mejor a la hora de practicar la higiene.    
   

- Pese a que es un juguete del que todavía se tienen muchos tabúes, no debe ser estrictamente confinado al cajón o sitios oscuros. Es entendible que no se quiera tener a simple vista, pero el polvo o ciertos residuos pueden incrustarse. Ante ello, mover periódicamente o colocarlo estratégicamente en un lugar lumínico servirá.    
   

- Ten especial precaución con algunos lubricantes que se utilizan en conjunto de ciertos juguetes. Algunos químicos o elementos dentro de la composición de estas sustancias oleosas pueden dañar o dificultad la limpieza del sex toy.    
   

- Finalmente, recuerda que se requiere tener constancia en este punto de la limpieza. Pero, constancia no es sinónimo de exceso, dado que aplicar estos procedimientos constantemente puede perjudicar las propiedades del objeto.    

Yendo finalmente al grano. ¿Cómo se realiza una correcta limpieza de los juguetes sexuales?

La limpieza a los juguetes sexuales es un objetivo que sé específica, incluso, en las instrucciones de uso al ser comprados. Sin embargo, muchas personas adquieren la tendencia de prestarle poca o nada atención.

Cuando eso sucede, olvidan que esto puede generar problemas en la integridad del juguete, así como inconvenientes de salud. Tal y como se mencionó con anterioridad, las enfermedades o el deterioro vaginal son una variable muy probable resultado de una mala higiene.

Lavar después y hasta antes también es pertinente

Aun cuando no se comparte, estos juguetes están en contacto con fluidos o secreciones corporales que precisan ser removidas. De lo contrario, la humedad facilita la instauración de agentes microbianos que pueden desatar infecciones.

Asimismo, antes de ser usado, su limpieza permite remover el polvo u otros residuos que puedan comprometer los genitales. Aunque esté bien guardado, es prácticamente una tarea imposible que no se contamine con el propio ambiente.

¡Mejor usar jabones neutros!

La limpieza a los juguetes sexuales solamente necesita un buen lavado con jabón neutro. Nada de aromas u otras sustancias químicas que pueden resultar peligrosas o alterar la composición intrínseca del juguete.

Se han mencionado casos en donde la utilización de ciertos jabones con PH fuerte decoloran el material del juguete. Igualmente, son los principales causantes de modificar la textura de fábrica con la que son desarrollados.

Los “limpia juguetes”, el tratamiento perfecto

Más allá de los jabones neutros, los limpiajuguetes son productos de higiene diseñados específicamente para estos productos. Normalmente, vienen en presentación de spray o lociones efectivas para cumplir con su objetivo. Para ello, su mecanismo de acción es hacer gala de una serie de propiedades que neutralizan las bacterias y hongos.

Grábate lo siguiente: material poroso o no poroso

Los juguetes con materiales no porosos son menos susceptibles a la absorción de sustancias, por lo que con un simple lavado bastará. Ahora, en el caso contrario, es pertinente lavar de forma profunda y, si es posible, hervir en agua caliente durante 10 minutos. La única condición en este último caso es que el juguete no esté hecho de vidrio dado que tiende a deformarse.

Comentario

Deje su comentario